Historia de las tapas españolas

tapasespanolas.jpg Alena Dvorakova - RF - Thinkstock

Las tapas forman parte importante de la cultura gastronómica española. Son sencillas, rápidas y el mejor acompañamiento para un buen vino. ¿Pero cuál es su historia?, ¿quién las habrá denominado "tapas"?.

Quizás pueda darles algunas respuesas.

Algunos afirman que su origen se remite a la disposición del rey Alfonso X "El Sabio", quien dispuso que en los mesones castellanos no podía servirse vino si no era acompañado con algo de comida, no fuera cosa que el vino se subiera a la cabeza. Este trozo de comida, solía ser colocado sobre la boca de la jarra o el vaso de vino (de ahí su nombre para evitar que algún mal compañero se tomara el vino de otro). Aquellas "tapas" consistían generalmente en un trozo de jamón, rodajas de chorizo, de embutido o en un buen pedazo de queso.

Otros, aseguran que el origen de las tapas se debe a la siguiente anécdota: El Rey Alfonso XIII en una de sus visitas oficiales a la provincia de Cádiz, pidió en una pozada una copa de Jerez, pero en ese momento una corriente de aire entró por la ventana y, para que el vino no se llenara de arena de playa, el camarero tuvo la feliz idea de colocar una lonchita de jamón en el catavinos real. El Rey preguntó por qué hacía eso, y el camarero disculpándose contestó que era una "tapa" para evitar que el vino se estropeara con la arena. Al Rey aparentemente le gustó la idea, se comió la tapa, se bebió el vino, y pidió que le sirvieran otro con tapa y todo incluida. Como era de esperarse, los miembros de la Corte que acompañaban al Rey, de puro alcahuetes, pidieron lo mismo, y así surgió la famosa "tapa".

La Real Academia Española, define la tapa como "cualquier porción de alimento sólido capaz de acompañar a una bebida".

No obstante, la tapa tiene diversos nombres, según la región de España donde se tome. En Aragón y Navarra se denomina "alifara", en el País Vasco "poteo", etc. Por lo general, la bebida que acompaña a la tapa es el vino, (cualquiera de ellos, y según la región), aunque cada vez se impone más el consumo de cerveza.

Seamos españoles o no, las tapas son una gran idea para acompañar una bebida. Por ejemplo, vean que sencilla y ocurrente es la siguiente receta:

Tapas de pan con tomate

pancontomate.jpg

Ingredientes:

  • Pan
  • Tomate
  • Ajo
  • Aceite
  • Jamón / embutido / queso

Preparación:

Algo tan sencillo como un trozo de tomate puede ser un auténtico manjar. Tuesta el pan con ajo, tomate y un chorrito de aceite. Luego, por encima coloca jamón serrano, cualquier otro embutido o queso cremoso con anchoas. Si optas por el queso, lo que te recomiendo que sea una variedad blanda, nada mas rico que el quesito derretido cubriendo el exquisito pan con tomate.

Espero que lo disfruten!

Artículos recomendados

Comentarios

5 Comentarios

me sirvió mucho este comentario lo felicito

Mar, 2012-04-10 02:16

Me gustan mucho las tapas españolas, pero jamás pensé el origen de estas, es muy interesante! La tapa de tomate que proponen es deliciosa, en http://mipagina.1001consejos.com/profiles/blogs/6-deliciosas-tapas-espa-... encontré otras tapas españolas muy ricas, de mis favoritas la de higos con jamón serrano y la de ahumados.

Jue, 2012-07-26 12:17

La palabra "tapa" es un apócope de la tradicional y documentada palabra "tapabocas", es decir, un bocado ligero. Tapabocas aparece en la literatura hasta el siglo XVII, entre otros Cervantes y Quevedo. La idea de que las bebidas eran tapadas con una loncha de comida para que no entrasen en ella impurezas es sencillamente absurda, porque semejante remilgo en una época de inmundicia, bazofia y basura por todas partes es impensable. Los estándares de limpieza que hubiesen amparado una idea así empezaron bien entrado el siglo XX. Muy buenos los Tapabocas de esta página.

Vie, 2013-04-19 13:36