Ensalada de pimientos morrones

31_ensalada-de-pimientos-morrones.jpg

El cultivo de pimientos morrones es originario de la región sureña del continente Americano, más específicamente de México y América Central.  Su origen se remonta a tiempos preincaicos… pero claro de aquella fecha a la nuestra muchas cosas han cambiado y los pimientos morrones zarparon de América Central para incorporarse a la gastronomía del mundo.

Como les decía, su cultivo se fue expandiendo. Llegaron a Europa en el siglo XVI, y de a poco fueron ingresando a otras zonas, siendo cultivados hoy en todas las regiones cálidas del mundo.

Los pimientos morrones pertenecen a un género de hierbas tropicales, muy reducido, llamado "Dulcamara Solanacea". Pero aunque el género es reducido, nada reducida es la variedad existente de pimientos morrones. Los hay de distintas formas, tamaños, colores, intensidad del sabor picante, tiempo de crecimiento, etc...

Se trata de una hortaliza gruesa, carnosa y de gran tamaño. Sabor, nada picante, ideal para consumirlo crudo,  asado, como ingrediente de otros platos (por ejemplo ensaladas, guisos o estofados), envasados en conserva, o sea como sea que el paladar provoque y el impulso lo digne.

Ensalada de pimientos morrones

Ingredientes:

4ud. calabacín laminas
2ud. pimiento morrón
½ ud. lechuga
2 diente ajo
4ud. cebolleta tiernas
100 gr. maiz congelado
1ud. pimiento morrón
2 cucharas sopera vinagre de jerez
100cl. aceite de oliva
1 cucharadita sal
Preparación:

Primero cortar, con la ayuda de una mandolina, el calabacín a láminas finas y escaldarlas en agua hirviendo, rápidamente enfriarlas en agua y hielo para que no se pasen de cocción y nos queden al dente.

Cortar, el pimiento y las cebolletas tiernas a daditos, mezclarlo en un bol junto con el maíz, y el ajo picado, añadirle la lechuga y aliñarlo con un chorro de aceite de oliva.

Para la vinagreta, coger uno de los pimientos asados y triturarlo, hasta obtener una crema bien fina, mezclarla con aceite de oliva virgen, el vinagre de jerez y rectificarla de sal.

Presentación:
Hacer un aro, con la lámina de calabacín y rellenarlo con la ensalada ya aliñada, salsear con la vinagreta alrededor del plato y decorar con hojas de perifollo.

Via | afuegolento

Etiquetas

Artículos recomendados

Comentarios