Vieiras a la parrilla con chorizo en puré de guisantes

cena-de-san-valentin-vieiras2.jpg Dave Newman - RF - Thinkstock

¿Llevas días pensando qué plato ofrecer para el día de los enamorados? Pues he aquí una buena receta, creativa y suntuosa, para hacer saber a tu pareja, por medio de la cocina, lo mucho que significa para ti: vieiras a la parrilla con chorizo en puré de guisantes. Así de delicioso suena su nombre, así de sabroso se siente al paladar.

No solo es nutritiva, sino que además tiene una presentación atractiva que hará de la cena de San Valentín una noche inolvidable.

Ingredientes

  • 6 vieiras sin concha
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Pimienta negra
  • 50 gr de chorizo (cortado en cubos)
  • 100 gr de guisantes (descongelados)
  • 1 diente de ajo (con piel)
  • ¼ barra de mantequilla
  • 1 cucharada de aceite de oliva extra virgen
  • Sal de mar

Preparación

Cubre las vieiras con aceite de oliva y sazona con pimienta negra, con dos horas de antelación para que se absorba bien. Dora los cubos de chorizo a fuego lento en un horno a baja temperatura (80º C) teniendo cuidado de que no se tuesten.

Pon los guisantes y el ajo en una cacerola de agua hirviendo con sal durante 2 minutos. Retira el ajo, enfríalo bajo agua fría y quítale la piel.

Escurre los guisantes reservando algo de agua. Mézclalos con el ajo, la mantequilla y el aceite de extra virgen de oliva reduciéndolo todo a puré. Afloja esta crema con 2 o 3 cucharadas del agua que reservaste. Sazona con sal y pimienta, y mantén el calor.

Precalienta la parrilla hasta que esté bien caliente y asa las vieiras cada lado durante 45 segundos. Comprueba que estas se han hecho presionando ligeramente con los dedos.

cena-de-san-valentin-vieiras2.jpg Dave Newman - RF - Thinkstock

Coloca el puré de guisantes caliente sobre un plato, encima las vieiras, cúbrelas con los cubitos de chorizo y rocía todo con aceite de chorizo. Finalmente espolvorea con sal de mar.

Fabuloso plato preparado especialmente para compartir con nuestros enamorados. Será una velada romántica cargada del exotismo del marisco y el sabor natural del puré de guisantes. Bon apetit!

Artículos recomendados

Comentarios