Cheesecake con frutos rojos

Imagen de Maria Florencia Diaz
Enviado por: Maria Florencia Diaz

¿Dias calurosos? ¿Ganas de comer un postre rico, liviano y fresco a la vez? La receta de hoy es cheesecake con frutos rojos...

Sin encender el horno preparamos un postre suave, que no empalaga, ideal para comer en verano y para paladares exquisitos. ¿Qué mas se puede pedir?

Ingredientes

Para la base

  • Galletitas     150 g
  • Mantequilla  100 g

Para la crema de queso

  • Claras   3
  • Esencia de vainilla
  • Crema de leche 300 cc
  • Queso Crema   480 g
  • Azúcar 150 g
  • Agua c/n
  • Gelatina sin sabor  7 g
  • Agua   p/ hidratar la gelatina  35 cc

Para la salsa

Preparación

Para comenzar, procesamos las galletitas en procesadora o ubicándolas entre dos repasadores y aplastándolas con un palo de amasar. La idea es que las galletitas queden hechas casi un polvo.

Luego, en un bol, agregamos mantequilla derretida para amalgamar la mezcla y que quede un poco más pastosa y maleable.

Después, acomodamos esta mezcla en un molde de 24 cm de diámetro en el caso de que escojamos un molde redondo. Si quisiéramos elaborar este cheesecake en un molde rectangular, la medida será de 25 x 20 cm. aproximadamente.

Es importante cubrir la base del molde con un papel manteca para evitar que esta base se pegue al fondo.

Cubrimos la base y ejercemos presión para que quede compacta la capa de galletas. Reservamos y continuamos con la elaboración de la crema de queso.

Para ello, comenzamos llevando a hervor el azúcar con agua (hasta cubrir el azucar) en una jarra. Lo que tenemos que lograr es un almíbar liviano para cocinar un merengue italiano.

Mientras ese almíbar alcanza los 118º C, batimos las claras a nieve. Incorporamos el almíbar en forma de hilo, mientras continuamos batiendo. El merengue debe tornarse brilloso y descender su temperatura. Para ver todos los detalles sobre su elaboración visita nuestro artículo merengue italiano paso a paso.

En un bol aparte batimos crema a 3/4 puntos. Es decir que debe quedar bastante espesa, casi a punto chantilly.

Luego incorporamos el queso a la crema con un batidor para evitar que queden grumos de queso. Para ello, es recomendable retirar el queso de la heladera aproximadamente 1/2 hora antes de utilizarlo asi resulta fácil integrarlo y no quedan grumos. Colocamos esencia de vainilla.

Despues incorporamos el merengue con la ayuda de un batidor para no perder el aire de las preparaciones. A pesar de usar un batidor, sugiero realizar movimientos envolventes y suaves con el mismo para continuar aportando aire.

Cuando la crema esté pareja y uniforme, agregamos la gelatina previamente hidratada, disuelta en los 35 cc de agua, la llevamos a microondas 30 segundos y esperamos que descienda su temperatura para mezclarla con el resto de la preparación.

Finalmente, volcamos la crema de queso sobre el molde con base de galletitas molidas.

Emparejamos la superficie y llevamos a la heladera por lo menos 3 hs.

Para servir, desmoldamos y acompañamos este delicioso cheesecake con una salsa de frutos rojos enseñada en otro artículo, cuyo link figura en el listado de ingredientes.

¡Prepara este exquisito postre y cuéntanos cuánto te ha gustado!

Secretitos

  • Las galletitas para la base pueden ser sabor vainilla o chocolate.
  • La gelatina en polvo siempre se hidrata en agua y la cantidad de agua es 5 veces el peso de la gelatina.
  • También pueden elaborar este postre para servir como cuadrados.

Artículos recomendados

Comentarios