Todos los secretos del pochoclo

Imagen de Maria Florencia Diaz
Enviado por: Maria Florencia Diaz

¿Te encantan los pochoclos pero no sabes como elaborarlos tú mismo? ¿Has intentado realizar varias veces el pochoclo dulce pero nunca queda como en el cine? ¿Vas al cine para comer rico popcorn? ¡En este artículo de ElGranChef te vamos a dar todos los secretos para que disfrutes del mejor pochoclo recién hecho!

Elige la película que ya casi están las palomitas de maíz... ¡No te lo pierdas!

Ingredientes:

  • Maíz Pisingallo  1 puñado aprox.
  • Azúcar    150 g. aprox
  • Aceite   5 cdas aprox.

Preparación:

Elegimos una sarten o cacerola que transmita parejo el calor. Puede ser una Essen o una cacerola de teflón. Llevamos a fuego fuerte y colocamos aceite hasta cubrir el fondo de la cacerola, con una capa delgada.

Dejamos calentar 10 o 15 segundos el aceite y colocamos el maíz. Lo esparcimos para que no quede apilado en el centro y les llegue el calor a todos los granos.

Cerramos la cacerola con la tapa correspondiente y escuchamos cómo revienta el maíz. A los 4 o 5 minutos, cuando se escuchen menos "explosiones", bajamos el fuego al mínimo para que no se quemen los granos de maíz que no hayan reventado, y sacudimos la cacerola (siempre con la tapa) para que bajen los granos que no estén tocando el fondo.

Cuando no escuchemos que el maíz sigue reventando, apagamos el fuego y dejamos al cacerola tapada durante 5 minutos para que baje la temperatura y no nos salte ningún maíz que haya faltado reventar.

Los pochoclos habrán quedado como en esta foto.

Volcamos los pochoclos en un bol. Si queremos que sean salados, les vamos echando sal a gusto.

Si los queremos dulces, seguimos los siguientes pasos.

Cómo hacer pochoclo dulce

¿Cómo elaboramos el caramelo?

En la misma sartén o cacerola colocamos azúcar hasta cubrir el fondo.

Llevamos a fuego mínimo para que el azúcar comience a disolverse y a formar un caramelo de color suave.

No revolvemos demasiado para que no se formen costras de azúcar sin disolverse. Revolvemos apenas con una cuchara de madera.

Agregamos el pochoclo que ya estaba listo.

Revolvemos constantemente con una cuchara de madera así el caramelo se va adhiriendo al pochoclo. Además, de este modo haremos que el caramelo vaya tomando color más dorado de forma pareja.

Por último retiramos del fuego y dejamos entibiar antes de consumir porque el caramelo levanta mucha temperatura y nos podemos quemar.

Ahora sí... ¡A preparar la peli que ya están los pochoclos!

Otra opción espectacular para disfrutar mientras miras una película, son estos deliciosos bocados de pan de queso. También puedes aprender cómo hacer popcorn en microondas con canela.

Artículos recomendados

Comentarios